Buscar
  • E.D.T.

Slow con atención


El movimiento Slow y el enfoque Mindfulness han descubierto la gran importancia de volver a conquistar para la consciencia el terreno que la rutina y el automatismo han ganado en nuestros actos cotidianos, esos a los que no les damos la menor importancia. Cada día realizamos muchas actividades de forma rutinaria y sin prestarles atención: darnos una ducha, tomar un café, comer, caminar, conducir... La propuesta es que realices alguna o varias de estas tareas cotidianas de forma plenamente consciente. Para ello, centra tu atención en hacer realmente lo que estás haciendo y permanece abierto a los mensajes que los sentidos te aportan sobre ello: texturas, colores, tacto, oído… Realízalas de forma algo más lenta de lo habitual para ayudarte a ser más consciente. Puede ser que escojas desayunar lentamente y saboreando lo que otros días engulles con prisas…

Quizás dedicar un tiempo a un baño o ducha lento, oliendo el jabón, sintiendo la toalla y paseando su tacto por tu cuerpo… A lo mejor encuentras el momento cuando coges el coche, disfrutando de la conducción y fijándote en los detalles de tu recorrido diario que normalmente te pasan desapercibidos…

Entrena tu atención realizando una de estas actividades cada día lentamente y con plena consciencia.

Escuela de Desarrollo Transpersonal


SOLO SER