Mindfulness o "conciencia plena" consiste en prestar atención, momento a momento, a pensamientos, emociones, sensaciones corporales y el ambiente circundante, con aceptación y sin juzgar. El cerebro se enfoca en lo que es percibido en cada momento, en lugar de proceder con la normal rumiación acerca del pasado o el futuro. Conlleva dos tipos de práctica: formal (meditación en silencio e inmovilidad) e  informal (atención plena llevada a la vida cotidiana).

Diversos estudios científicos han demostrado que el Mindfulness ayuda a controlar el estrés, la ansiedad y el insomnio, a aumentar la capacidad de concentración, a desarrollar la inteligencia emocional y las habilidades interpersonales, a favorecer la creatividad y a incrementar la amabilidad con uno mismo y con los demás.

SOLO SER